Mañana entran en vigor las nuevas normas sobre organizaciones de productores de frutas y hortalizas

Organizaciones de productores de frutas y hortalizas

Mañana, 1 de junio entra en vigor la nueva reglamentación y normativa nacional sobre las organizaciones de productores de frutas y hortalizas que, según la Comisión Europea, permitirá que se beneficien de las reglas más simples, una menor carga administrativa y un mayor apoyo financiero en tiempos de crisis.

Los nuevos reglamentos son el 2017/891 y el 2017/892 que, además, han sido adaptados a la legislación española mediante el Real Decreto 532/2017, de 26 de mayo, por el que se regulan el reconocimiento y el funcionamiento de las organizaciones de productores del sector de frutas y hortalizas; así como el Real Decreto 533/2017, de 26 de mayo, por el que se regulan los fondos y programas operativos de las organizaciones de productores del sector de frutas y hortalizas. Ambos Reales Decretos fueron publicados ayer, 30 de mayo en el BOE.

La visión de la Comisión es que, en particular, el Reglamento delegado actualizado y simplificado del sector de las frutas y hortalizas europeo reforzará aún más el papel de las organizaciones de productores (OP), haciéndolas más atractivas para los no socios, mientras que al mismo tiempo, mejorará el funcionamiento de la gestión de los mercados.

Cada año, unos 47 mil millones € de frutas y verduras se producen en 3,4 millones de explotaciones en toda la UE, aproximadamente una cuarta parte de todas las explotaciones de la UE. Según las últimas cifras disponibles, hay alrededor de 1 500 organizaciones de productores que cubren el 50% de la producción de frutas y hortalizas de la UE.

La Comisión recuerda con motivo de la entrada en vigor de las nuevas normas que, debido al  veto ruso sobre las importaciones agroalimentarias de la UE en agosto de 2014, la UE ha ayudado a este sector a través de 442 millones € en fondos adicionales. La Comisión Europea también proporciona fondos adicionales para las OP por un montante de alrededor de 700 millones de euros cada año.

Entre los cambios introducidos por la nueva normativa se incrementa el apoyo para el sector de frutas y hortalizas cuando los productos tienen que ser retirados del mercado debido a evoluciones imprevistas del mercado. Esta ha sido una reivindicación de todo el sector productor español en la que Unión de Uniones ha sido especialmente insistente. Los llamados precios de retirada aumentan del 30% al 40% del precio medio de mercado de la UE en los últimos cinco años para su distribución gratuita (las llamadas retiradas de caridad) y del 20% al 30% para las retiradas destinadas a otros fines (por ejemplo, de compost, alimentación animal, destilación, etc.).

Las nuevas normas también están diseñados para que las organizaciones de productores en el sector de las frutas y verduras sean más atractivas para los productores que actualmente no son miembros, al aclarar que determinadas acciones de las organizaciones de productores pueden ser elegibles para el apoyo financiero de la UE (por ejemplo, las inversiones en tecnología o calidad mejora).

Aunque a los miembros de las organizaciones de productores se les anima a entregar toda su producción a la misma, la Comisión reconoce que muchos de ellos también tienen una tradición de venta directa a los consumidores. Por lo tanto, las nuevas normas, establecen un porcentaje máximo del 25 % de productos que puede ser comercializado fuera de la organización de productores, en sustitución del antiguo sistema de un umbral mínimo establecido en la UE y una variedad de diferentes umbrales máximos establecidos a nivel de los Estados miembros.

Por último, las reglas de las organizaciones transnacionales de productores y sus asociaciones también se han hecho más sencillas y claras de entender en un intento por fomentar una mayor comercialización transfronteriza de los productos.

Estas nuevas normas están pues disponibles para que las Organizaciones de productores puedan ya hacer sus programaciones de cara a 2018.

Para la Comisión, el objetivo último de estas modificaciones es animar a los agricultores a constituir organizaciones de productores con el fin de fortalecer su posición en el mercado a través de un mayor poder de negociación, así como a través de la planificación de la producción, la innovación y la prevención de crisis y las medidas de gestión.

as organizaciones de productores consisten en la unión de productores individuales con los objetivos primordiales de concentración de la oferta y comercialización en común de su producción. Asimismo, se persigue también que la producción de los miembros se planifique y se ajuste a la demanda y que se optimicen los costes de producción.

Los programas operativos, que tienen una duración de entre tres y cinco años, incluyen una serie de medidas, acciones y actuaciones, que contienen tanto inversiones como gastos destinadas a: planificar la producción, mejorar o mantener la calidad de los productos así como la comercialización, investigación y producción experimental, formación y servicios de asesoría, prevención y gestión de crisis o mejora del medioambiente, entre otros.

Estos programas operativos están cofinanciadas por la Unión Europea al 50%, llegando incluso al 60% o al 100% en determinados casos, siendo la parte restante financiada por la propia organización de productores.

España es el segundo receptor de fondos de la UE bajo esta línea, habiendo percibido 201 millones de euros para los programas operativos 2015, último dato disponible.

Etiquetas:

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: