Tag Archive | Reforma de la PAC

Reforma de la PAC: el Consejo de Ministros de Agricultura de la UE al borde del trastorno bipolar

Consejo de Ministros de Agricultura de la UE

Piden una PAC verdaderamente “común” y no a su renacionalización… y al mismo tiempo, aplicación facultativa y mayor flexibilidad en la aplicación de sus principales elementos

Ayer, lunes 15 de octubre, se celebró en Luxemburgo el Consejo de Ministros de Agricultura de la UE, incluyendo en su orden del día, entre otros puntos, nuevamente la discusión sobre algunos de los elementos de la Reforma de la PAC. Realmente, según Unión de Uniones de Castilla-La Mancha y a la vista de las conclusiones oficiales hechas públicas, el debate no tuvo mayor interés Lo que si tiene miga, sin embargo, es el documento presentado por la Presidencia sobre las diferentes posiciones que las delegaciones de los Estados miembros han ido expresando en estos meses. Para nuestra organización, el informe demuestra claramente dos cosas: la primera, que los Ministros y sus distintos representantes en las reuniones y comités preparatorios no ven nada clara las propuestas legislativas de la Comisión y piden aclaraciones y más aclaraciones sobre sus diferentes aspectos… y la segunda, que ha acabado afectados por un raro trastorno bipolar. Sólo así se explicará que por un lado pidan una PAC común que garantice el mercado único y, al mismo tiempo, pidan la aplicación voluntaria, facultativa y opcional de muchos de sus elementos y mayor flexibilidad en el resto.

Al margen de este asunto, las tres cuestiones de mayor relevancia en el Consejo fueron: la preocupación creciente por la Peste Porcina Africana, la denuncia italiana de las crisis de precios en el sector remolachero (a la que la Comisión resto importancia) y que en este período de intervención de leche desnatada en polvo que ahora se abre no habrá tampoco compras públicas a precio fijo y solo se intervendrá mediante licitación. Leer Más…

Repetid conmigo…. “Una PAC Fuerte, Una PAC Fuerteeeee”

Reforma PAC

José Manuel de las Heras. Coordinador Estatal de Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos

Ya lo venía oyendo yo el run-rún desde hace tiempo. Pero este mes de septiembre lo he podido confirmar. El Gobierno se ha aferrado al mantra salvífico de “una PAC Fuerte” y se arropa de un coro que lo repite fervorosamente. Lo importante, dicen, es el presupuesto y lo demás es un molesto ruido de fondo… el problema es que “lo demás” es hablar de un mejor reparto de las ayudas directas, de quién es el agricultor “genuino” que cobrará las ayudas, de si hay que poner o no techos de ayuda por explotación, de si mantenemos o no los derechos históricos, o de cuáles sectores deben contar con ayudas acopladas. Pues nosotros, Unión de Uniones, vamos a hacer todo el ruido que podamos con estos temas, aunque alguno se desazone. Leer Más…

Casi el 99 % de los beneficiarios PAC quedarían exentos del capping propuesto por la Comisión Europea en la Reforma

Reforma PAC capping
  • Los recortes no afectarían al 91 % de las ayudas
  • En Castilla-La Mancha los datos son similares a los nacionales
  • Supondrían una economía de 326,7 millones que podría ir a engrosar las ayudas a las pequeñas y medianas explotaciones y a pagos sectoriales acoplados. De esa cantidad, 41,1 millones de euros corresponderían a Castilla-La Mancha
  • Con la ponderación del empleo de la explotación el efecto sería todavía menor.
  • La organización no admite que el global del presupuesto PAC se recorte

El análisis de los datos del Ministerio de Agricultura (FEGA) publicados hoy sobre beneficiarios de la PAC del ejercicio 2017, confirma que el llamado “capping”, o recorte, que propone la Comisión Europea solo para los mayores beneficiarios de ayudas en la próxima Reforma de la PAC es, tal y como defiende Unión de Uniones, asumible y beneficioso para la inmensa mayoría de los agricultores y ganaderos españoles. Los recortes únicamente afectarían a un 1,26 % de los beneficiarios, que cobran más de 60.000 euros, pero el mayor efecto se produciría en quienes cobran por encima de 100.000 euros de PAC al año. A cambio de eso, se incrementarían las ayudas al resto. En Castilla-La Mancha sólo el 1,1 % de los beneficiarios percibe más de 60.000 euros de PAC y el 0,4 % más de 100.000 euros. Leer Más…

Unión de Uniones reclama a Planas y Martínez Arroyo que priorice en la PAC a los agricultores y ganaderos profesionales

Ministro Planas Consejero Martínez Arroyo
  • La organización contraria a que sigan cobrando los agricultores de sofa
  • Propone que los ingresos por la actividad agrícola o ganadera se cifren en un 25% de los ingresos totales para ser considerado agricultor activo
  • “Si se dice que se apoya a los profesionales hay que demostrarlo tomando las decisiones que lo hagan realidad”

Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, tras presentar alegaciones al proyecto de Real Decreto del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación sobre la aplicación de las ayudas directas de la Política agraria Común (PAC) para 2019, ha pedido tanto al Ministerio de Agricultura como al Consejero de Castilla-La Mancha que éstas se centren en la figura del agricultor activo o genuino y no el de sofá.

Así, Unión de Uniones considera importante que las ayudas directas de la PAC se dirijan a los agricultores y ganaderos cuya explotación suponga una parte significativa de su economía, redefiniendo la figura del agricultor activo en 2019 y 2020, lo que debería servir de base también para definir a los llamados agricultores genuinos en la futura PAC a partir de 2021. Leer Más…

Un 3 % de las explotaciones agrarias europeas acumula el 52,5 % de superficie agraria y factura el 55 % de la producción

Unión de Uniones considera que la encuesta sobre explotaciones agrarias de EUROSTAT justifica un reparto más justo de la PAC
 El 5% concentra de las explotaciones concentra el grueso de las ayudas de la PAC, siguiendo el mismo esquema de concentración de la superficie agraria
“No defender a la agricultura familiar es querer dejar morir nuestros pueblos, porque los agricultores y ganaderos modestos y medianos, que somos la inmensa mayoría, los que mantenemos el tejido del medio rural”

La Unión de Uniones de Agricultores y Ganaderos, tras analizar los datos de la Encuesta sobre estructura de las Explotaciones Agrarias de la UE, hechos públicos recientemente, considera que sus cifras explican muchos de los actuales desequilibrios en los criterios de reparto de las ayudas PAC y ponen el acento en las cuestiones que hay que corregir.

Unión de Uniones, quien ya ha defendido en innumerables ocasiones la necesidad de entender cómo está configurada la agricultura para poder así tomar decisiones, pone en evidencia la fuerte concentración de la superficie agraria de la UE en manos de unas pocas grandes empresas; el reducido tamaño medio de las explotaciones agrícolas y ganaderas y la avanzada edad de los titulares de explotación. Este diagnóstico debe llevar a una reflexión sobre las orientaciones de la futura PAC. Leer Más…

¿Que dijo el Comisario Hogan en las Cortes sobre la Reforma de la PAC?

El pasado lunes, el Comisario Europeo de Agricultura, el irlandés Phil Hogan, viajó a España y compareció ante los Diputados y Senadores españoles para explicar sus propuestas sobre la Reforma de la PAC. Tal y como interpreta Unión de Uniones de Castilla-La Mancha, el Sr. Hogan está muy satisfecho de los borradores de reglamento que ha presentado y vino a decirles a Sus Señorías en el Hemiciclo que, en esta ocasión, la PAC es un traje que los Gobiernos pueden hacerse a su medida… y que si quieren más tela, que la paguen.

Las Comisiones de Agricultura de Congreso y Senado, celebraron el pasado 25 de junio una sesión conjunta para escuchar directamente del Comisario Hogan sus impresiones sobre las orientaciones de la futura PAC y trasladarle las preocupaciones de los grupos parlamentarios en este asunto.

Si a la agricultura le va bien…

Unión de Uniones de Castilla-La Mancha considera que, sin salirse del guion esperado, algunas de las cosas que apuntó el Comisario son bastante clarificadoras. Para empezar, Phil Hogan resaltó la importancia que tiene el sector agroalimentario y lo positivo de su evolución en los últimos años, pero sin dedicarle una sola palabra a la renta de los agricultores. Para la Comisión la agricultura europea va bien porque hoy se exporta en materias agroalimentarias un 140 % más que hace 10 años y porque se ha incrementado el valor de la industria europea en un 70 % en los últimos 5 años. Esto viene a ser aquello de “Si a la agricultura le va bien… lo de menos es cómo le vaya a los agricultores”. Para Unión de Uniones de Castilla-La Mancha no se puede decir que el sector tenga un desarrollo positivo, si sus principales instrumentos que somos los agricultores y ganaderos seguimos con una mala situación de rentas y aguantando crisis campañas tras campañas cuando no es en un sector es en varios. Ya se parte de un diagnóstico erróneo y, a partir de ahí, todo se tuerce.

Si no quieren recortes, pongan más dinero.

Hogan reconoce que su propuesta contiene un 5 % de recortes de la PAC para el período 2021-2027, que es mucho más importante en el capítulo concreto del desarrollo rural ya que para el segundo Pilar la reducción se recorta en un 15 %. Pero argumentó, como ha venido haciendo desde que en 2017 se presentara el primer documento de Reforma, que el hueco financiero que dejará la salida de Reino Unido y el coste de las nuevas prioridades políticas en materia de fronteras, seguridad e inmigración, obligan a disciplinar el presupuesto de otras partidas, como la agrícola. No obstante, en todo caso, les dijo el Comisario a los Diputados y Senadores, hay varios Estados miembros que han rechazado esos recortes y que se lleven o no a cabo es cuestión de los Gobiernos: si no quieren recortes “tienen la opción de incrementar sus contribuciones”, aunque, señaló, tiene que ser una decisión unánime, lo que pone las cosas muy difíciles.

Un reparto más justo de las ayudas.

Por el lado del apoyo a la mejora de la renta de los agricultores y ganaderos, Unión de Uniones echa en falta en la intervención del Sr. Hogan referencias al espacio de donde debe venir el grueso de los ingresos, el mercado y la cadena alimentaria. A estas cuestiones sólo se refirió a preguntas posteriores de algunos grupos parlamentarios que recriminaron los negativos efectos para algunos sectores agrícolas de los tratados de libre comercio suscritos por la UE con países terceros y la débil situación de los productores en la cadena agroalimentaria. El Comisario les apuntó a los miembros de las Cortes que en materia de acuerdos comerciales la Comisión siempre negocia bajo el mandato del Consejo de la UE para alcanzar pactos “ambiciosos y equilibrados” y que ya ha presentado una propuesta de directiva para que los Estados miembros legislen sobre la persecución y sanción de las prácticas desleales de la cadena agroalimentaria. Otra pelota al tejado de los Estados miembros. También señaló el Ministro el buen trabajo de España en este campo con la aprobación de la Ley de la Mejora de la Cadena Alimentaria, cuestión que, en opinión de Unión de Uniones, es más que discutible.

Como mecanismos de apoyo a las rentas agrarias Hogan puso sobre la mesa los pagos directos, como red de seguridad de los ingresos de los agricultores y ganaderos, que el Comisario ha querido poner como una prioridad en los debates. Las propuestas legislativas presentadas buscan una distribución más justa de los pagos para las explotaciones pequeñas y medianas, mediante la introducción del capping (modulación de las ayudas a partir de los 60.000 euros anuales y techo máximo de 100.000 euros y un pago redistributivo para las primeras hectáreas de las explotaciones).

Pelotas al tejado de los Estados miembros.

La impresión general de Unión de Uniones de Castilla-La Mancha respecto de las propuestas de Reforma es que, en un contexto en el que las posiciones antieuropeistas ganan terreno, la Comisión se ha cansado de ser “el malo de la película”, y ha pensado un PAC (con recortes si los Estados miembros no quieren poner más dinero) y trasladando buena parte de la responsabilidad en definir la aplicación de la PAC a los Gobiernos nacionales.

De ahí, o así lo interpreta la organización, que en su intervención repasase todas aquellas cuestiones que quedan a criterio de los Estados miembros cuando se sienten a elaborar los Planes Estratégicos de la PAC para implementar las medidas en sus territorios y a los que la Comisión sólo exigirá que cumpla los objetivos comunes marcados y hará un seguimiento de sus rendimientos. Esto es lo que, a juicio del Comisario, evita cualquier riesgo de renacionalización de la PAC.

Pero, cuestiones tan importantes como quien debe o no cobrar ayudas, dependerá de la definición de agricultor genuino que decida cada país. Hogan recordó que nunca ha habido acuerdo en la UE sobre este criterio… así que, vino a decir, ustedes verán como lo hacen en cada país.

Lo mismo o similar se puede comentar de las exigencias que se habrán de poner en marcha para responder a los compromisos ambientales y de lucha contra el cambio climático, los instrumentos para gestionar los riesgos o estabilizar las rentas o, por supuesto, todas las medidas de desarrollo rural.

Lo que sí quedó claro es que la Comisión quiere una PAC mucho más simplificada. Evidentemente, para la propia Comisión que traslada buena parte de la aplicación concreta a cada país será así, pero ya veremos si acaba siendo así para los agricultores y ganaderos. Hogan confía en que en un futuro, la aplicación de las nuevas tecnología a la gestión de la PAC permita incluso “llegar a desarrollar un sistema de solicitud en el que ya esté todo cumplimentado y lo único que tenga que hacer el agricultor sea confirmar si la declaración que presenta a la Administración es correcta”… sinceramente, ojalá, pero no lo vemos.

Los jóvenes.

La primera intervención el Comisario la cerró acordándose de los jóvenes: “no es aceptable que sólo un 6 % de los agricultores de la Unión Europea tengan menos de 35 años”. Por lo que Hogan recordó que en los borradores de reglamento se contempla un pago directo complementario para jóvenes al que, obligatoriamente, los Estados miembros deberán dedicar un 2 % del total de pagos directos (hasta ahora se está dedicando un 0,8 %, aunque está permitido llegar al 2 %), el incremento de las ayudas a la incorporación en desarrollo rural de los 70.000 euros actuales a los 100.000 (aunque en España no conocemos ninguna Comunidad Autónomas que haya alcanzado en sus PDR el tope de 70.000) y diversas medidas para el apoyo a la cooperación en las explotaciones que facilite el acceso a la tierra y la transición y el traspaso de la titularidad, junto con algunos productos financieros específicos.

¿Y Sus Señorías… qué?

Por su parte, los diversos portavoces de los grupos parlamentarios emplearon bastantes argumentos comunes. El rechazo al marco financiero plurianual que deriva en los recortes de la PAC y la gravedad de éstos en materia de desarrollo rural (que perjudica a los países y regiones más pobres), fue uno de los más frecuentes. ¿Cómo se puede exigir y hacer más, con menos presupuesto? Se llegó a preguntar en el Hemiciclo. Pero también se hicieron bastantes referencias al tema de los acuerdos comerciales (con alusiones específicas al asunto de los aranceles impuestos por la Administración Trump a las aceitunas negras españolas y a la falta de controles en frontera para que se respeten los requisitos de importanción) y a la posible renacionalización por un lado y, por otro, a las dificultades que puede presentar un único Plan Estratégico para todo el Estado teniendo en cuenta la diversidad de las realidades agrarias españolas.

Algunos grupos se decantaron también por enfatizar las implicaciones sobre las explotaciones agrarias de la hoja de ruta de la PAC hacia una huella agraria neutra en relación al cambio climático o la ausencia de referencias a la mujer en la PAC.

Sinceramente, creemos desde la Unión de Uniones de Castilla-La Mancha, que también hubo algunas intervenciones, como la de Podemos, bien intencionada seguramente, pero mal enfocada. Que la PAC tiene un papel importante en el mantenimiento del mundo rural y en la transición ecológica no lo discutimos; que la PAC, como expresó su representante, debe centrarse en el suministro de bienes públicos y que tiene hoy un problema de legitimidad social no podemos compartirlo. La PAC, debe permitir una agricultura competitiva y rentable, capaz de suministrar bienes públicos ambientales, de seguridad alimentaria o, incluso, éticos (bienestar animal, por ejemplo); pero la primera es condición sin la cual es imposible que se dé la segunda. Y, por otro lado, la PAC está más que legitimada socialmente porque los agricultores y ganaderos nos hemos encargado de ellos con su buen hacer, y porque así lo piensan la mayoría de los ciudadanos europeos según el último eurobarómetro publicado.

No obstante, es justo señalar, pese al matiz anterior, que la tónica general tanto de de ésta y el resto de intervenciones, no anduvieron desencaminadas en señalar las preocupaciones de la PAC, incluida la omisión en las propuestas de la Comisión de mecanismos más eficaces a las crisis agrícolas y para el mejor funcionamiento de los mercados. Desde la tribuna se recordó al Comisario, muy asentado en que la competitividad de la agricultura europea se fundamente en la calidad que conquiste mercados, que la premisa “good food have good prices” (o sea, buena comida hace buenos precios), por desgracia no siempre se cumple, y esto debe tenerlo en cuenta la futura PAC.

Y Hogan, acabó restando…

En términos tenísticos, Hogan devolvió al resto bastantes de las bolas que le lanzaron los representantes del Parlamento español. Si nos lo permiten, haremos una traducción libre de lo respondido por el Comisario.

Oigan… que si… que ya he admitido que he propuesto recortes… pero son los Estados miembros los que tienen que fijar sus prioridades políticas.

Oigan… que si… que los recortes en desarrollo rural son mayores… pero ahora mismo hay muchas regiones que no son capaces ni de gastarse los fondos de desarrollo rural de los que disponen… y si quieren más recursos en este apartado pueden ustedes usar las transferencias desde el primer pilar o hacer uso del dinero economizado con el capping.

¿Qué cómo que no nos ocupamos de las mujeres en nuestras propuestas? ¿los jóvenes no son mujeres? ¿los agricultores no son mujeres?… lo que proponemos que es bueno para unos es igualmente bueno para otras.

¿Dicen ustedes que los acuerdos comerciales no son satisfactorios y se vulneran sus términos en las fronteras?… Pues que sepan que no nos salimos del mandado del Consejo a la hora de negociar y luego los Ministros los aprueban y, en cuanto a las ilegalidades en frontera sobre temas sanitarios y otros, denúncienlo, que la Comisión actuará con toda firmeza.

Y bueno, en general…. ¿Qué quieren que les diga?… la Comisión estará encantada de escuchar todas las propuestas que los Estados miembros incluyan en sus Planes Estratégicos acerca de la definición de agricultor genuino, gestión de riesgos y resto de mecanismos y herramientas que entran dentro de la subsidiariedad que les hemos propuesto y que seguramente serán magníficas…

En resumen, así transcurrió, según lo ve Unión de Uniones de Castilla-La Mancha, el paso del Comisario de Agricultura por nuestras Cortes, con mucha confianza del Sr. Hogan en sus propuestas y poniendo en manos de los Gobiernos de los Estados miembros una buena parte de la bondad o lo desacertado de la aplicación de la PAC de los próximos años.

Para el 10 de julio está prevista la comparecencia del Ministro Luís Planas, también en Comisión de Agricultura, para seguir hablando de la PAC. Esperemos que revele algo más (además de queremos una PAC fuerte, que es en el campo en donde nos hemos movido hasta ahora) de cuáles son los parámetros y las líneas rojas con las que abordará los debates que se aproximan para los próximos meses.

Sr. Hogan…. ¡la cadena!

Por José Manuel de las Heras. Coordinador Estatal de Unión de Uniones

En el primer lunes de verano –es decir este pasado día 25- el Comisario de Agricultura de la UE, Phil Hogan se manifestó a los elegidos en Atocha y en el Congreso para tranquilizar a las masas sobre el tema de los recortes de la PAC, mostrándose comprensible y compasivo con la indignación de los agricultores y ganaderos de estas tierras.

Bueno… menos compasión y menos proponer recortes, que podrían pensar algunos.

El caso es que, en su intervención frente a los medios de comunicación, Phil Hogan felicitó a Luís Planas por las políticas que se han llevado a cabo en España sobre la cadena alimentaria. Sí, sobre la famosa Ley de Mejora en el cumplimiento de la ley cadena alimentaria. Felicitó a Planas aunque no fue él quien la puso en marcha, pero era el que estaba ahí y quien, a día de hoy, es el máximo representante del Ministerio de Agricultura. Expectantes nos hallamos con él.

Debe ser que a Hogan nadie le ha explicado realmente lo poco que ha supuesto para los agricultores y ganaderos y para los consumidores esa ley que tanto alabó en su intervención. El Comisario otorgó el lunes una medalla con poco merecimiento. Porque la Ley, si acaso, ha servido para que sea más evidente cómo están las cosas de mal en la cadena alimentaria y quiénes mandan en ella y a quiénes se protege.

De lo poco que se ha avanzado, al menos, se ha corregido, más o menos, la práctica que era tradicional en algunos sectores de entregar sin precio ni contrato y se ha acotado la obligación de cumplir los plazos de pago. Sin embargo, para lo mucho que queda por hacer, la Ley se ha quedado corta, muy corta; porque ni se ha definido la posición de dominio desde la cual es posible controlar el mercado (y por tanto abusar de ese poder), ni se ha conseguido establecer una lista de prácticas comerciales desleales a abolir, que es algo de lo que, precisamente trata la propuesta de Directiva que el Sr. Hogan puso sobre la mesa el pasado mes de abril.

Nosotros, en este sentido, somos tan insistentes que rozamos lo cansino, pero es que es necesario. Hay que tener instrumentos legislativos eficaces para sancionar a quienes no hacen bien las cosas…. a quienes se aprovechan de los oligopolios en determinados mercados para tirar abajo los precios, amenazar con no recoger producciones o vender a pérdidas para acabar con la competencia utilizando siempre los mismos productos como reclamo: la fresa, el aceite, el arroz, la leche y así una larga lista de experiencias que tenemos ya vividas.

Y mientras esto pasa, Hogan dice que “Cuando hay retos presupuestarios, hay que proteger la renta de los pequeños y medianos agricultores” y que dichos productores “reciban los fondos que les corresponden” para que “puedan continuar con el negocio” ya que son “necesarios para el medio rural”… Pues suena bien, pero visto lo visto, no sabemos si tomárnoslo como una cruel ironía.

Porque para lograr los que dice el Comisario, no es suficiente con arrojarnos el hueso, cada vez con menos carne pegada, de las ayudas directas para que nos vayamos entreteniendo royéndolo. Lo que hay que hacer, Sr. Hogan es apostar por mecanismos de respuestas eficaces a las crisis sectoriales y, con respecto al comercio internacional –un asunto que no es moco de pavo-, es importante introducir reglas justas y recíprocas con idénticas exigencias para los productos importados que para los europeos. Y  sí, hay que perseguir, pero no de manera laxa, sino mucho más rigurosa de lo que lo hace nuestra ley de cadena alimentaria, las prácticas abusivas que sitúan los precios de agricultores y ganaderos por debajo de sus costes de producción.

Que luego llega Trump y pone aranceles a la aceituna andaluza (y que quede ahí la cosa) y nos preguntamos por qué se porta tan mal con la UE, cuando nosotros vamos de estupendos por esos mercados internacionales de Dios ofreciendo acuerdos “ambiciosos y equilibrados” con terceros países sin pararnos demasiado a pensar cómo afecta a nuestro sector productor que no importe cómo se produce allí, en comparación con las rígidas exigencias de aquí.

Hay que discutir de las ayudas, por supuesto. Pero eso es el hueso. La magra está en el mercado y en la cadena alimentaria, que es lo que hay que reparar, equilibrar y estabilizar para que todos los eslabones, también los agricultores y ganaderos, podamos disponer de unas rentas dignas, sin perjudicar a los consumidores. Y esto es lo que siempre parece olvidarse en el debate, porque una y otra vez, se repite el mismo esquema de sacrificar el modelo al liberalismo comercial y a la desregulación.

Hay que recordar al Comisario Hogan, al Ministro Planas y al resto de Ministros de la UE  que, si reforma tras reforma el diagnóstico es el mismo (volatilidad de los precios, inestabilidad de los mercados, falta de respuesta adecuada a las crisis, rentas agrarias depresivas, abandono del medio rural…), seguir insistiendo en la misma política, es hacerse un Homer Simpson, o sea darse de cabezazos contra la pared… el problema es que los golpes se lo dan ellos, pero la cabeza nos acaba doliendo siempre a los mismo.

Los gobiernos nacionales podrán perseguir las prácticas comerciales abusivas más allá de lo que establecerá la Directiva Europea

Prácticas Comerciales Desleales

Unión de Uniones anticipa que el próximo día 11 de junio, el Comité Especial de Agricultura (CEA) analizará la propuesta de Directiva sobre Prácticas Comerciales Desleales presentada por la Comisión Europea en abril pasado, previsiblemente con vistas a preparar el Consejo de Agricultura de la UE del próximo 18 de junio en Luxemburgo. Dado el interés de varios Estados miembros, la Presidencia del Consejo ha preparado una propuesta de modificación que dejaría clara la capacidad de los gobiernos nacionales para mantener o promulgar normas nacionales de lucha contra las prácticas comerciales desleales más estrictas que la propia Directiva o bien que afecten a operadores que no están en principio incluidos en el campo de aplicación de futura norma europea.

Desde que en abril la Comisión presentara al Consejo su propuesta de Directiva sobre Prácticas Comerciales Desleales, tanto el Comité Especial de Agricultura como el Grupo de Trabajo sobre Cuestiones Agrarias Horizontales (órganos cuya función es, en ambos casos, preparar los asuntos que posteriormente discutirán los Ministros) han tratado el proyecto de norma en varias ocasiones.

La Directiva tiene un carácter básico o de mínimos en cuanto a la armonización en la UE de la protección contra las Prácticas Comerciales Desleales, limitándose a los siguientes ámbitos de actuación:

  • Su alcance abarca a las ventas de proveedores PYME a compradores no PYME.
  • Cubre a los productos alimenticios amparados por el Tratado de la Unión.
  • Establece una lista limitada de prácticas prohibidas.
  • Otorga funciones concretas a las autoridades nacionales encargadas de aplicarla.

No obstante, la Presidencia del Consejo (este semestre en manos de Bulgaria) ha interpretado la voluntad de varios Estados miembros en ir más allá, en la persecución de las Prácticas Comerciales Desleales, de lo que enmarcaría la Directiva comunitaria; o, al menos, ha detectado interés en que se aclare el margen de maniobra que los Estados miembros tendrían para ello. Hay que tener en cuenta para justificar este interés que algunos países cuentan ya con legislación propia sobre este asunto. Unión de Uniones recuerda que en España está en vigor la Ley 12/2013 de Medidas para Mejorar el Funcionamiento de la Cadena Alimentaria, si bien en dicha Ley no se incluye ninguna lista de prácticas comerciales abusivas, lo que en su momento fue uno de los puntos criticados por la organización, junto con la ausencia de una definición concreta de la posición de dominio del mercado.

Como quiera que sea, el próximo día 11 la Presidencia propone al CEA, seguramente con la vista puesta en discusión por parte del Consejo de Ministros de Agricultura en la próxima sesión del 18 de junio o posteriormente, modificar un par de “considerandos” del borrador de Directiva y su artículo 8, en el que se habla de las normas nacionales. La propuesta se decanta por dejar perfectamente claro en la Directiva que los Estados miembros podrán mantener o introducir normas nacionales que vayan, en la persecución de las prácticas comerciales desleales, más allá de la norma mínima establecida por la Directiva en todos los aspectos regulados por misma, incluida la ampliación del ámbito de los operadores afectados. La única condición sería que las normas nacionales sean compatibles con las reglas de funcionamiento del mercado interior de la UE.

Unión de Uniones confía en que la Directiva y, en el caso de España una revisión también de la Ley de la Cadena Alimentaria, puedan suponer un paso decisivo en abolir de los mercados determinadas prácticas abusivas que ejercen los grandes operadores desde su posición de dominio, en perjuicio no sólo de los productores, agricultores y ganaderos, sino también de los consumidores.

La Comisión Europea lanza su propuesta oficial de Reforma de la PAC, con modulaciones de las ayudas directas

Reforma de la PAC

Unión de Uniones recoge la noticia de la publicación de la propuesta oficial de la Comisión Europea de Reforma de la PAC, tras las informaciones filtradas hace unas semanas. La Comisión pone sobre la mesa de los Estados miembros y el Parlamento su propuesta para establecer de cara a la PAC (2021-2027) un presupuesto de 365.000 millones de euros, con medidas de modernización y simplificación de la PAC, entre las que se incluyen mayores responsabilidades para los gobierno nacionales en la implementación de las medidas, modulación de las ayudas para favorecer a las pequeñas y medianas explotaciones y un refuerzo de las exigencias ambientales para recibir los pagos directos. Este presupuesto confirmaría el recorte del 5 % de la dotación de la PAC respecto del período 2014-2020, en el que ahora nos movemos.

Con un presupuesto de 365.000 millones de euros, la Comisión espera garantizar que la PAC siga siendo una política orientada al futuro, apoyando a los agricultores y a las comunidades rurales, guiando el desarrollo sostenible de la agricultura de la UE y reflejando la ambición de la UE en materia de protección medioambiental y de lucha contra el cambio climático. No obstante, este presupuesto es, y así se reconoce en los documentos de impacto que se han presentado junto con los borradores de reglamento, un 5 % menor que el volumen de recursos con el que cuenta la PAC actual, una vez descontados los fondos destinados a Reino Unido, que no estará presente en la siguiente etapa.

En una primera reacción, Unión de Uniones considera que resultará muy difícil alcanzar objetivos más ambiciosos con menos dinero, aunque todo queda ahora en manos de los Estados miembro y el Parlamento, que habrá de decidir si aceptan o no el recorte propuesto por la Comisión y, en su caso, como se van a distribuir finalmente los fondos entre países y entre agricultores.

Para la Comisión, las propuestas de hoy aportan a los Estados miembros mayor flexibilidad y responsabilidad para elegir cómo y dónde invertir los importes que les correspondan de la PAC con el fin de responder a los ambiciosos objetivos establecidos a nivel de la UE, en el sentido de conseguir un sector agrícola inteligente, resiliente, sostenible y competitivo, garantizando al mismo tiempo una ayuda a la renta de los agricultores que sea justa y esté mejor dirigida.

Phil Hogan, comisario de Agricultura y Desarrollo Rural, ha declarado lo siguiente: «La propuesta de hoy responde al compromiso de la Comisión de modernizar y simplificar la política agrícola común, aportando una auténtica subsidiariedad para los Estados miembros, garantizando un sector agrícola europeo más resiliente, y elevando la ambición en materia climática y medioambiental de la política».

Las principales características de las propuestas de la Comisión para una PAC modernizada y simplificada son estas:

1. Una nueva forma de trabajar: Los Estados miembros tendrán más flexibilidad en cuanto a la forma de utilizar sus asignaciones de financiación, con la posibilidad de diseñar programas a medida que respondan más eficazmente a las preocupaciones de los agricultores y de las comunidades rurales más amplias. Los Estados miembros tendrán además la opción de transferir de los pagos directos al desarrollo rural, y viceversa, hasta un 15 % de sus asignaciones de la PAC para garantizar la financiación de sus prioridades y medidas. La igualdad de condiciones entre los Estados miembros se conseguirá de la siguiente manera:

  • Se adoptarán planes estratégicos que cubran todo el período, en los que se especifique cómo tiene previsto cada Estado miembro cumplir los nueve objetivos económicos, medioambientales y sociales a escala de la UE, utilizando para ello tanto los pagos directos como el desarrollo rural. La Comisión aprobará cada plan para garantizar la coherencia y la protección del mercado único.
  • La Comisión seguirá de cerca el rendimiento de cada país y los progresos hacia las metas acordadas.

2. Un trato más justo a través de una mejor orientación de la ayuda: Los pagos directos seguirán siendo una parte fundamental de la política, garantizando la estabilidad para los agricultores. Se dará prioridad al apoyo a las pequeñas y medianas explotaciones, que constituyen la mayoría del sector agrícola de la UE, y a la ayuda a los jóvenes agricultores. La Comisión mantiene su compromiso de lograr una distribución más equitativa de los pagos directos entre los Estados miembros a través de la convergencia externa.

Además:

  • Los pagos directos a los agricultores se reducirán a partir de 60.000 euros y se limitarán en el caso de los pagos superiores a 100.000 euros por explotación. Los costes laborales se tendrán plenamente en cuenta. El fin perseguido es garantizar una distribución más equitativa de los pagos.
  • Las pequeñas y medianas explotaciones recibirán un nivel más elevado de ayuda por hectárea.
  • Los países tendrán que reservar como mínimo el 2 % de su asignación para pagos directos y dedicar el importe así obtenido a ayudar al establecimiento de los jóvenes agricultores. Este apoyo se complementará mediante ayudas financieras para el desarrollo rural y distintas medidas para facilitar el acceso a la tierra y las transferencias de tierras.

3. Ambiciones más elevadas en materia de medio ambiente y acción por el clima: El cambio climático, los recursos naturales, la biodiversidad, los hábitats y los paisajes, todo esto se aborda en los objetivos a escala de la UE que se proponen hoy. La ayuda a la renta de los agricultores ya está vinculada a la aplicación de prácticas respetuosas con el medio ambiente y con el clima, y la nueva PAC impondrá a los agricultores alcanzar un mayor nivel de ambición a través de medidas tanto obligatorias como basadas en incentivos:

  • Los pagos directos estarán condicionados al cumplimiento de unos requisitos reforzados en materia de medio ambiente y clima.
  • Cada Estado miembro tendrá que ofrecer regímenes ecológicos para ayudar a los agricultores a ir más allá de los requisitos obligatorios, financiando tales regímenes con un porcentaje de sus asignaciones nacionales para pagos directos.
  • Al menos el 30 % de cada asignación nacional para desarrollo rural se dedicará a medidas medioambientales y climáticas.
  • Se espera que el 40 % del presupuesto total de la PAC contribuya a la acción por el clima.
  • Además de la posibilidad de transferir el 15 % entre pilares, los Estados miembros tendrán también la de transferir un 15 % adicional del pilar 1 al pilar 2 para el gasto en medidas sobre el clima y el medio ambiente (sin cofinanciación nacional).

4. Mayor uso del conocimiento e innovación: La PAC modernizada aprovechará la totalidad de las últimas tecnologías e innovaciones, ayudando así a los agricultores en el campo y a las administraciones públicas, en particular a través de los siguientes elementos:

  • Un presupuesto de 10.000 millones de euros procedentes del programa de investigación de la UE Horizonte Europa reservados para proyectos de investigación e innovación en la alimentación, la agricultura, el desarrollo rural y la bioeconomía;
  • El fomento del uso por los Estados miembros de los macrodatos y de las nuevas tecnologías con fines de control y seguimiento (por ejemplo, la verificación mediante datos por satélite de las dimensiones de las explotaciones a efectos de las solicitudes de pago directo), reduciéndose así significativamente la necesidad de efectuar controles sobre el terreno;
  • La aceleración del proceso de digitalización de la vida rural, por ejemplo mediante la expansión del acceso a la banda ancha en las regiones rurales, mejorando así la calidad de vida en estas regiones y contribuyendo en mayor medida a mejorar la competitividad de la producción agrícola europea.

Próximas etapas

Para la Comisión Europea, es esencial alcanzar un acuerdo rápido sobre el presupuesto general de la UE a largo plazo y sus propuestas sectoriales para garantizar que los fondos de la UE empiecen a dar resultados sobre el terreno lo antes posible y que los agricultores dispongan de la necesaria certeza y previsibilidad para poder tomar decisiones sobre sus actividades e inversiones.

El Ejecutivo comunitario no quiere que se produzcan retrasos similares a los sufridos al inicio del actual período presupuestario 2014-2020, ya que ello podrían implicar que los agricultores y las administraciones nacionales no se beneficiaran de la reducción de la burocracia, de la mayor flexibilidad y de los resultados más eficaces que, en opinión de la Comisión, traerá consigo la nueva PAC.

El objetivo que se marca la Comisión es alcanzar un acuerdo para 2019, previo a las elecciones europeas de mayo.

Cambia el tablero.

El mismo día que la Comisión presenta su propuesta la Moción de Censura que ha convulsionado la política española, provocan, junto con el cambio de Gobierno, un relevo en el partido y, la persona, que serán responsables de negociar esta futura PAC. Hasta ahora las fuerzas políticas opositoras, fundamentalmente el PSOE a nivel estatal y los Consejeros de este signo, se han posicionado contundentemente contrarios a que en la futura PAC España (y sus regiones) perdieran “ni un sólo euro”. Igualmente, en sede parlamentaria, se han presentado iniciativas por parte del grupos socialista y varios Consejeros de ese signo político se han manifestado a favor de la mejor redistribución de las ayudas y la imposición de techos máximos por explotación y ayudas complementarias para las explotaciones de menor dimensión. Eso… con la perspectiva de que la negociación de la Reforma y su aplicación en el país la iba a conducir el Partido Popular. Ahora esa dirección corresponderá a sus correligionarios de partido, sobre los que veremos si mantienen o no el mismo nivel de exigencia.

Por su parte, la (todavía cuando esto se escribe) Ministra García Tejerina, se ha despedido prácticamente de su cargo consensuando con sus colegas de Francia, Portugal, Irlanda, Finlandia y Grecia “en defensa de una financiación adecuada de la PAC” en la que solicitan incluso un aumento del presupuesto de la PAC. No parece que la declaración asumida por la Ministra saliente contenga cuestiones que puedan rechinar a quien quiera que sea que le sustituya en la cartera de agricultura, pero lo cierto es que se ha movido el tablero y tendremos que esperar a ver sobre quien recae esa responsabilidad y como la afronta.

De momento, la declaración aprobada por García Tejerina, junto con los ministros de Agricultura de Francia, Stéphane Travert, de Portugal, Luis Capoulas, de Irlanda, Michael Creed, el Secretario de Estado de Finlandia, Jari Partanen y el Secretario de Agricultura de Grecia, Charalampos Kasimis,  contiene los siguientes 11 puntos, en los que los Ministros firmantes:

1- SUBRAYAN que la Política Agrícola Común contribuye a que la Unión Europea sea una de las principales potencias agrícolas del mundo. Gracias a la PAC, la UE ofrece un suministro seguro de productos agrarios que responde a los máximos estándares sanitarios y medioambientales, a costes razonables, que permiten que los productos europeos sean competitivos en el comercio internacional.

 2- CONSTATAN que el sector agrícola y agroalimentario europeos, al estar abiertos a los mercados internacionales, se exponen al aumento de la volatilidad de precios mundiales.

3- CONSIDERAN que la Política Agrícola Común debe seguir orientándose a los mercados, pero SON CONSCIENTES de que el apoyo a la agricultura de la UE contribuye a limitar los efectos de la volatilidad de precios y a reducir la incidencia de factores externos en los mercados agrícolas vulnerables.

 4- CONSTATAN que los mecanismos puestos en marcha por la PAC tienen un efecto directo sobre los ingresos de los agricultores, que siguen siendo inferiores a los de otros sectores. En ese contexto, RECUERDAN que la PAC constituye la primera red de seguridad para los agricultores.

 5- SUBRAYAN que la agricultura europea debe hacer frente a nuevos desafíos, principalmente ante las grandes expectativas de la sociedad, en particular en lo que se refiere al medioambiente, lucha contra el cambio climático, protección de la biodiversidad y de la salud, lo que refuerza la necesidad de una reforma ambiciosa de los instrumentos disponibles de la PAC.

6- AFIRMAN que el papel de la Unión Europea es esencial para apoyar esta necesaria transformación de las explotaciones agrarias, para que puedan hacer frente a estos retos, desarrollar su resiliencia, aumentar su competitividad, y garantizar el relevo generacional.

 7- INSISTEN en la necesidad de garantizar una competencia leal entre los Estados miembros y de alcanzar un equilibrio justo entre, por un lado, los objetivos y herramientas comunes, y por otro, la flexibilidad necesaria en su aplicación nacional. Deberá establecerse un nivel común de condicionalidad, de forma que se reflejen los grandes objetivos de la PAC a la hora de conceder ayudas. Se tendrá que prestar la máxima atención a los retos de simplificación de ambos pilares, y en particular de la condicionalidad.

 8- INSISTEN en que la PAC permite mantener una actividad agraria en todos los territorios de Europa. De esa forma, contribuye a la vitalidad de las zonas rurales, incluidas las regiones ultraperiféricas y las islas, y a la integración europea.

 9- LAMENTAN profundamente que la Comisión haya propuesto, para el futuro marco financiero plurianual 2021-2027, una reducción del presupuesto para la PAC.

 10- RECUERDAN que esta disminución en ambos pilares supondría un riesgo sin precedentes para la viabilidad de las explotaciones agrarias europeas, para los ingresos de los agricultores y para su capacidad de hacer frente a las demandas de la población de una alimentación saludable, sostenible, asequible y de calidad.

 11- SOLICITAN que se aumente el presupuesto de la PAC a su nivel actual UE-27, con el fin de poder responder con éxito a los desafíos económicos, medioambientales, del    cambio climático y sanitarios en el marco de ambos pilares.

La Ministra elude las preguntas sobre topes de ayudas PAC por explotación

Reforma de la PAC García Tejerina

Ayer, 22 de mayo, la Senadora Elena Víboras en nombre del Grupo Socialista interpeló a Isabel García Tejerina, Ministra de Agricultura, acerca de la posición española frente a las negociaciones de la Reforma de la PAC. En el intercambio de intervenciones, en el que García Tejerina defendió la competencia del Gobierno para llevar a cabo unas negociaciones favorables a los intereses españoles, eludió sin embargo responder a las preguntas directas sobre si el Gobierno español está a favor o en contra de poner topes de ayudas PAC por explotación o redistribuir los apoyos en favor de las pequeñas y medianas explotaciones. Teniendo en cuenta los antecedentes de cómo el Ejecutivo español ha aplicado en nuestro país la anterior Reforma, Unión de Uniones considera muy significativo que la Ministra haya evitado pronunciarse sobre estas cuestiones. Leer Más…